BIM más económico si usa fotogrametría

BIM

BIM es el proceso de diseñar un edificio en colaboración con un solo sistema coherente de modelos de computadora 3D, en lugar de usar múltiples dibujos CAD o diagramas por separados. Esto nos lleva a ahorrar recursos y tiempo, hacer un presupuesto más preciso, cometer menos errores y menos alteraciones debido a la pérdida de datos. Los datos BIM se pueden utilizar para la gestión y hacer el mantenimiento continuos del edificio.

El campo del diseño de la construcción se ha transformado con el auge de la tecnología digital. Primero, los planos dibujados a mano fueron reemplazados por sistemas CAD 2D. Luego, a medida que crecía la potencia informática, esto evolucionó a CAD 3D. BIM es la siguiente etapa en la informatización del diseño de la construcción, lo que permite llevar a cabo proyectos más complejos que nunca.

Sin embargo, si bien uno de los beneficios del BIM es la simplificación, también se trata de un proceso exigente. Para que BIM tenga éxito, es imprescindible una programación estricta, e incluso las bifurcaciones deben corregirse lo antes posible, para no descarrilar el proceso o provocar errores.

Por lo tanto, para aprovechar al máximo el potencial de BIM, los equipos de construcción deben tener una forma de recopilar y procesar datos de imágenes de manera regular y oportuna.


Tendencias de imagen en la topografía de la construcción

10 Preguntas y respuestas sobre fotogrametría
10 preguntas comunes con respuestas de los expertos en fotogrametría

La topografía de construcción tradicional se llevan a cabo estableciendo un punto de referencia fijo, una línea de base y una red de puntos de control vertical y horizontal, a través de los cuales se pueden capturar datos espaciales XYZ. Históricamente, esto se ha logrado mediante el uso de cadenas de medición y teodolitos, una combinación que todavía se usa en la actualidad.

A medida que la tecnología topográfica ha progresado, las estaciones totales han aumentado en popularidad sobre los teodolitos. El principal atractivo de las estaciones totales es que combinan la funcionalidad de los teodolitos con medidores electrónicos de distancia, lo que les permite capturar datos con precisión para el software BIM o CAD.

En los últimos años, la industria ha visto otro cambio tecnológico, con la estación total siendo complementada cada vez más, o incluso siendo reemplazada completamente por métodos de levantamiento láser. Un solo escáner láser montado en un trípode puede medir la distancia exacta de un millón de puntos espaciales por segundo, creando una «nube de puntos» que puede usarse para generar modelos 3D complejos. Esto elimina la necesidad de medir puntos individuales y puede resultar en ahorros de tiempo significativos. Esta tecnología ha capturado la imaginación de la industria, por su promesa de la funcionalidad «escanear a BIM» como un «llave en mano».

El problema con «Escanear y enviarlo al BIM»

Desafortunadamente, si bien «escanear y enviarlo al BIM» es una idea atractiva en teoría, existen varios problemas en la práctica.

BIM
  • Primer lugar, el escaneo láser es muy costoso. Los escáneres láser son herramientas sensibles de alta precisión, a menudo son alquilados a corto plazo y solo los pueden operar especialistas capacitados. En muchos casos, los planificadores e ingenieros solo requieren mediciones razonablemente precisas de ciertas características del edificio, y no necesitan tanta precisión como ofrecen los escaneos láser. En estos escenarios, es difícil justificar el alto costo del escaneo láser.
  • Segundo lugar, el acceso oportuno a los escaneos puede ser un problema. Debido a la naturaleza especializada del escaneo láser, los equipos y operadores requeridos pueden no estar siempre disponibles a corto plazo. Por ejemplo, los escáneres que se colocan en trípodes a menudo no pueden escanear en espacios reducidos y confinados. En tales situaciones, se requieren escáneres láser de mano, pero estos solo los proporcionan algunos proveedores y solo algunos operadores tienen la experiencia para usarlos de manera efectiva.
  • Tercer lugar, el proceso de «escaneo y enviarlo al BIM» en sí mismo no es tan simple como parece. El proceso de escaneo láser solo genera nubes de puntos «tontas», que un especialista de BIM puede usar para modelar componentes reales del edificio, como puertas, ventanas y paredes. Este es un proceso exigente que requiere una amplia capacitación, experiencia y herramientas de software complementarias, lo que aumenta significativamente el costo y el tiempo para generar estos modelos.

Si bien el escaneo láser aún puede ser una opción adecuada en algunas situaciones, estos obstáculos hacen que sea imposible aplicar la tecnología en todas partes. En muchos casos, se requiere un enfoque más accesible y rentable.

Ahí es donde entra la fotogrametría.


Por qué la fotogrametría es ideal para BIM

En BIM el uso de la fotogrametría es una opción atractiva porque ofrece la mayoría de las fortalezas del escaneo láser, con algunas desventajas.
La fotogrametría es la ciencia de tomar medidas de fotografías. Esencialmente, permite que los equipos de construcción tomen fotos digitales de un sitio o edificio, lo carguen en una computadora y generen un modelo 3D.

Si bien la fotogrametría generalmente no puede generar los detalles densos a nivel milimétrico de un levantamiento láser, es una opción mucho más asequible y accesible. La fotogrametría puede producir datos muy precisos. Dado que las cámaras digitales de consumo se pueden usar para tomar las fotos, no hay necesidad de alquilar equipos costosos en el sitio o contratar operadores especializados. Y aunque el software de fotogrametría solía ser altamente especializado y exigía hardware sofisticado, ahora hay opciones mucho más rentables para uso general.

PhotoModeler es líder en este espacio y ofrece una funcionalidad similar a las soluciones de gama alta a una fracción del costo. Además, PhotoModeler también funciona en una PC normal y no requiere hardware especial.

Finalmente, la fotogrametría también puede ser más versátil que el escaneo láser. A diferencia de los escáneres láser basados en trípodes, las cámaras digitales son compactas y se pueden utilizar en espacios interiores reducidos. Al mismo tiempo, los datos del sitio aéreo también se pueden capturar fácilmente a través de drones. Esto hace que la fotogrametría sea aplicable en muchas más situaciones que el escaneo láser.

Por estas razones, la fotogrametría es una opción cada vez más popular para capturar y procesar datos de imágenes in situ. Los equipos de construcción que buscan una forma rentable, accesible y oportuna de actualizar sus modelos BIM pueden querer echar un vistazo.

Referencia:

Este Post es traducido del idioma ingles del Blog de la web de Photomodeler: Capturing BIM Data: An Affordable Alternative to Laser Scanning


Descargue PhotoModeler

Llene el formulario y le enviamos por email el link para descargar el PhotoModeler Premium en modo Demo.


¿Como puedo utilizar Photomodeler en mi trabajo?

!Contáctenos ya¡ y con gusto le explicaremos como Photomodeler puede serle muy útil ¡

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Follow by Email
Facebook
Facebook